Compartir

Remedios caseros para el dolor de muelas y encías


Hay personas que sufren constantemente de dolor de encías y de muelas y  muchas veces los medicamentos tradicionales pueden ser muy costoso o realmente no generan un real efecto por diversas causas. 
Quizás es hora de dejar de buscar en el exterior el remedio y es hora de iniciar a buscar en nuestro hogar.

Tal como sucede con nuestro cuerpo, la piel y el cabello, nuestras encías requieren de cuidados especiales. Se debe considerar que el no cuidar nuestra salud oral a menudo puede desencadenar en enfermedades que causen grandes daños.

 Los dentistas a menudo señalan que las dietas modernas se encuentran llenas de alimentos procesados, los que ayudan a contribuir en generar una mala salud dental, debido a eso, se ha visto un aumento de los tratamientos bucales. A pesar de este aumento en las consultas en la última década, antes de recurrir a costosos tratamientos, se puede optar por los remedios caseros que pueden realizar el trabajo de sanar los dolores.

Enjuagues de agua tibia con sal: 

Aceleran el proceso de drenado de la pus hacia el lugar mas cercano para liberar la presión.

Bolsita de té negro:

 el ácido tánico del té ayuda como analgésico y des inflamatorio en procesos infecciosos. Se puede colocar en la encía junto al diente para obtener estos resultados.

Esencia de clavo:

 Contiene un elemento llamado eugenol que utilizamos en odontología para sedar los síntomas de un nervio inflamado. 

Se puede aplicar la esencia con un algodón directamente sobre el diente afectado. 

Las propiedades del aceite de clavo hacen que funcione como antibacterial y tienen un efecto analgésico que alivia el intenso dolor que te aqueja. 

El remedio es muy popular desde hace años y claramente se han realizado investigaciones que comprueban los resultados.

 Lo cierto es que los efectos que tiene el aceite de clavo son gracias al eugenol, una sustancia que actúa muy efectivamente contra el dolor.

Frío sobre el diente: 

La gente recomienda colocar un trocito de pepino o incluso hielo para calmar el dolor; se puede aliviar el dolor por que el frio produce una contracción del material purulento y los gases dentro del diente, liberando presión y aliviando el dolor.

Papa fría: 

Se ha observado que la papa tiene propiedades desinflamatorias y cicatrizantes, un trozo de papa sobre la encía inflamada por tiempo prolongado puede ayudarte a mejorar los síntomas.

Agua oxigenada: 

Colocar una gotita de agua oxigenada en un algodón y directamente sobre la caries, produce un efecto antibacteriano sobre la cavidad cariosa, pudiendo mejorar la sintomatología temporalmente.

Trocito de ajo sobre la caries: 

Se considera que el ajo es un antibiótico natural, pudiendo ejercer su acción local sobre la caries del diente, minimizando la agresión disminuyendo la inflamación. Cuando el dolor de muelas es demasiado fuerte, no hay nada mejor que el ajo. Debes cortar un diente de ajo de costado y colocarlo sobre el diente dolorido por al menos 20 segundos. 

Escupe los restos y vuelve a color hasta completar un minuto. Arde bastante, pero luego el dolor desaparece.

 El ajo funciona por su ingrediente activo, la alicina, una droga antibacterial que lucha contra las infecciones y alivia el dolor. El ajo se ha utilizado durante siglos en diversas culturas para aliviar diferentes dolores y curar infecciones de todo tipo, incluso en los momentos en que la anestesia y los analgésicos no existían.

Bicarbonato de sodio: 

el abuso del bicarbonato de sodio puede retirar el sarro de manera muy efectiva y controlar el pH para contrarrestar el crecimiento bacteriano, pero cuidado con usarlo mucho porque puede ser muy abrasivo para el esmalte.

Enjuagues bucales con whisky u otra bebida alcohólica fuerte. Es otro remedio para aliviar el dolor de muelas.

El aceite esencial de tilo aplicado en poca cantidad con un bastoncillo de alcohol puede ayudar a mejorar estos terribles dolores.

Remedios para el dolor de muelas usando la lima 

La lima, como fuente rica de la vitamina C, es útil en mantener la salud de los dientes y de otros huesos del cuerpo. Previene decaimiento y el aflojamiento de los dientes, de la carie dental, del toothache, y de sangrar de las encías.

Curación del dolor de muelas usando la hierba del trigo


El jugo de la hierba del trigo actúa como enjuague excelente para la caries y cura el dolor de muelas. La hierba del trigo puede ser masticada con resultados beneficiosos. Elimina las toxinas de las encías y comprueba así el crecimiento bacteriano.

Curación del dolor de muelas usando asafétida 


El uso del asafétida se ha encontrado útil en curar el dolor de muelas. Debe ser molido en jugo del limón y ser calentado levemente. Una esponja de algodón se debe empapar en esta loción y colocar en la cavidad del diente. Relevará dolor rápidamente.

Relevación de dolor de muelas usando la baya de la bahía 


Una pasta de la corteza de la baya de la bahía se debe hacer con vinagre. Esta pasta, aplicada en el diente afectado, relevará el dolor. Puede también resultar ser beneficioso en las encías para consolidarlas.

Remedios para el dolor de muelas usando la pimienta


Una mezcla de una pizca del polvo de pimienta y de una cuarta de una cucharilla de sal común es un dentífrico excelente. Su uso diario previene las cavidades dentales, mal aliento, sangrando de las encías, encías dolorosas, y dolor de muelas. Cura la sensibilidad creciente de los dientes. 

Una pizca de polvo de pimienta mezclado con aceite del clavo se puede poner en las cavidades para aliviar el dolor de muelas.

Clavo de olor; El clavo de olor es uno de los grandes remedios 
caseros para el dolor de muelas y encías principalmente porque este cuenta con propiedades antiinflamatorias, cuenta con propiedades antibacteriales, antioxidantes y cuenta con propiedades que son consideradas como anestésicas, las cuales nos ayudan a aliviar el dolor que se produce en nuestras dientes y encías, además es un producto que nos ayuda a combatir las infecciones en toda nuestra boca.

Para utilizar los clavos de olor como uno de los remedios caseros para el dolor de muelas y encías que se analizaran en esta nota, deberemos moler dos clavos de olor. Estos se mezclaran con un poco de aceite de oliva o cualquier aceite vegetal, para luego aplicar sobre la muela o encías que se ven afectadas. Otra alternativa es el uso de una bola de algodón la cual se moja con aceite de clavo de olor y esta mezcla se frota de manera directa sobre la zona que este adolorida. Otra alternativa es el mezclar unas gotas de aceite de clavo de olor en medio vaso de agua y esto se puede utilizar como un enjuague bucal.

Las cebolla; Las cebollas son otros de los grandes remedios caseros para el dolor de muelas y encías, debido a que cuentan con propiedades antisépticas y antimicrobianas las cuales son eficaces para controlar un dolor de muelas. Las cebollas pueden proporcionar un alivio rápido a cualquier dolor en nuestra boca, al matar los gérmenes causantes de alguna eventual infección que puede estar generando el dolor.

Para utilizar la cebolla como un remedio casero para el dolor de muelas, es que cuando se presenta el primer signo de un dolor en nuestras muelas o en las zonas de las encías, deberemos masticar una cebolla cruda durante unos minutos para aliviar este dolor. Mientras que en el caso en que no seamos capaces de masticar, deberemos colocar un pedazo de cebolla cruda directamente sobre nuestras muela o encías.

Mezclar sal y pimienta; La sal cuando es mezclada con la pimienta puede ser de gran utilidad cuando contamos con un diente que se vuelve sensible, esto debido a que los ingredientes que se utilizan cuentan con propiedades antibacterianas, propiedades consideradas como antiinflamatorias y analgésicas.

Para generar este remedio casero para el dolor de muelas y encías, deberemos Mezclar en cantidades iguales tanto la pimienta y sal, además de unas gotas de agua, para que de esta mezcla, se genere una pasta, la cual se aplica directamente sobre la pieza dental que se ve afectada y la dejamos reposar por unos minutos. Para lograr un alivio con esta pasta, lo deberemos hacer durante varios días.

El extracto de vainilla; El extracto de vainilla es otro de los remedios caseros populares para tratar el dolor en las muelas y encías, debido a que nos ayuda a calmar el dolor. Además, la vainilla destaca por contar con un efecto calmante.

Para utilizar el extracto de vainilla, deberemos sumergir un hisopo de algodón dentro del extracto de vainilla y lo aplicamos sobre el área que se encuentra afectada. Deberemos hacer esto varias veces cada día hasta que se genere un alivio al dolor.

Cubos de hielo; El hielo puede ayudarnos a aliviar el dolor de dientes debido a que este es capaz de adormecer las terminaciones nerviosas que pueden estar generando el dolor.

Bastara con envolver un cubo de hielo en un paño fino. Este deberá mantenerse en la mejilla cerca de donde se tiene el dolor, esto por unos minutos.
Onechile team Web Developer